El tiempo - Tutiempo.net
COVID: Salud advierte que comienza a tensionarse el sistema hospitalario Galimberti destacó el aumento de camas, pero expuso que es necesario bajar la cantidad de contagios.
Jueves, 10 Septiembre 2020 19:50

COVID: Salud advierte que comienza a tensionarse el sistema hospitalario

El titular de la secretaria sanitaria, Hernán Galimberti, destacó el incremento de camas y respiradores que encaró el gobierno, pero expuso que el recurso es limitado, a lo que se le suma la “angustia y el agotamiento” que viven los profesionales. “La gente bajó la guardia, necesitamos que se cuiden para reducir los contagios”, pidió.

Los casos positivos de COVID-19 siguen en alza en toda el AMBA y en Pilar. Durante los primeros 10 días de septiembre, al momento del cierre de esta nota, se reportaron en total 1.553 casos (5.699 desde el inicio de la pandemia), un promedio de casi 155 por día.

 

En agosto, en tanto, se registraron 2.597 casos, donde el promedio diario fue de poco más de la mitad del actual: 83,77 positivos cada 24 horas.

 

El incesante incremento comienza a tensar el sistema sanitario, ya que del total de afectados, según las estadísticas, el 5% necesitará de cuidados hospitalarios, y una parte de ellos, incluso, de un respirador. De hecho, en las últimas 2 semanas el uso de camas de terapia por parte de pacientes COVID creció un 10%, aunque el nivel de ocupación general es del 65%.

 

Hernán Galimberti, Secretario de Salud de Pilar, enfatiza en que el gobierno pudo incrementar las camas de terapia intensiva disponibles de 9 con respirador en diciembre del año pasado, a 56 actuales, con posibilidad de ampliarlas.

 

No obstante, en una entrevista con Pilar de Todos, advierte que la subida de positivos, de no lograr reducirse, podría derivar en una saturación del sistema, que ya empieza a mostrar signos de estrés, sobre todo en el personal.

 

-¿Cómo está hoy la situación del sistema público de salud teniendo en cuenta que se registran picos muy altos de contagios?-, preguntó Pilar de Todos a Galimberti.

-El virus está circulando más, hay mayor cantidad de casos confirmados diariamente debido a la mayor circulación de gente en la calle y que ha bajado la guardia en muchos casos. Esto genera que haya más contagios y al suceder eso el porcentaje de casos críticos o que requieren internación, que son un 5% aproximadamente, produce que se interne más gente y que el sistema de salud se tense un poco más. En Pilar, el sistema se fue fortaleciendo durante la cuarentena que ha hecho que en los primeros meses del año la curva sea plana y nos diera tiempo para generar un sistema de salud con mayor cantidad de camas.

-Hoy, en total ¿cuántas camas hay entre los tres hospitales?

-Empezamos, en diciembre, con 9 camas de terapia intensiva en el Hospital Sanguinetti y 9 respiradores. Y hoy tenemos 30 camas con 30 respiradores. Acondicionamos una sala de cirugía que tenía oxígeno central y la convertimos en una terapia intensiva COVID y llegamos a esas 30 camas en este hospital, que es donde centralizamos la patología crítica. Por otro lado, se construyó el Hospital de Derqui, que tiene capacidad para 26 camas de Terapia intensiva con respirador, por lo que de 9 camas pasamos a 56. Y tenemos el Hospital Solidario del Austral que nos aporta 20 camas para pacientes críticos y 20 para internación intermedia. En tanto, en el Hospital Falcón tenemos un área de internación para 24 camas con oxígeno y con la posibilidad de que si la situación se convierte en crítica se podría llegar a usar con respiradores.

 

¿La exmaternidad Meisner se utiliza solo para aislamiento?

Si, ahí se generaron camas de aislamiento extrahospitalario que se suman a las 250 camas de la Villa Los Maristas y las 150 camas de la Sociedad Hebraica.

 

-¿Cuántos aislados hay actualmente?

-Entre Hebraica y Maristas, llegamos a tener 70 aislados y hoy serán un poco menos, pero manejamos un promedio, entre casos sospechosos y confirmados, de 60 pacientes.

 

-Todo esto que pudieron hacer, en algún punto tiene un límite en relación al nivel de contagios. ¿Qué están viendo ustedes sobre todo con otra pata importante que es el recurso médico?

-Todo lo que se hizo para sumar recursos tecnológicos, las camas, los respiradores es fácil adquirirlo con aporte del Estado Municipal, Nacional y provincial, algo que se hizo con una intención del intendente (Federico Achával) de que el eje esté puesto en cuidar la salud de la población. Por otro lado, tenemos el recurso humano que es lo más difícil de conseguir y de formar. Lleva mucho tiempo formarse como médicos terapistas, enfermeros y kinesiólogos. Si bien se ha incorporado personal, estos meses han generado agotamiento, estrés y contagios que hacen que parte del personal tenga que estar aislado y esperar para reincorporarse. Eso ha tensionado y estresa a todo el sistema y, por eso, el personal de salud está llamando a la solidaridad de la gente en cuanto a que se cuide, tenga la precaución del uso del tapaboca, la higiene, el distanciamiento, no salir si no es necesario. Porque todo eso se traduce en lo que uno ve en la calle, con más circulación, hay más contagios. Y la otra cara de esto está dentro de los hospitales, con un sistema que se está tensionando cada vez más, con personal que está agotado y con mucha angustia.

-¿Qué sienten ustedes como profesionales de la salud que están en la primera línea de batalla cuando, de manera entendible, mucha gente pide la reapertura de actividades económicas, pero también muchas personas hacen reuniones familiares, o se aglomeran en las colectoras de la Panamericana?

-Genera una sensación de que no hay una comprensión adecuada de la situación de esta pandemia y de lo que potencialmente puede generar en determinados casos, que es pasarla muy mal, en un estado crítico e inclusive el fallecimiento de familiares. Hay una falta de comprensión en la población de lo potencialmente grave que puede ser este virus en un grupo pequeño, pero que lo afecta mucho y de maneras graves. Es entendible lo económico, el cansancio del aislamiento, pero es importante que se tome la conciencia de la importancia de que si se sale, hacerlo con los recaudos, hacerlo en casos necesarios.

 

-¿De seguir este ritmo, cuándo creen que se podría llegar a una situación de colapso?

-Hoy estamos con entre un 60% o 65% de ocupación de camas. Si bien todavía no está saturado, como esto va para varios meses más, ya que no se sabe cuándo saldrá la vacuna, hasta que no veamos la tendencia de una meseta no sabremos si llegamos o no al pico.

 

-Eso depende del comportamiento de la sociedad. Los contagios no bajan solos.

-Exacto. El virus circula en las personas, por eso a mayor circulación y a mayor descuido, el virus se trasmite y contagia y aumentan los casos. Hasta que no haya una vacuna va a ser muy difícil controlarlo.

 

-¿Cuántos pacientes hay internados con COVID y cuántos necesitan de asistencia mecánica para respirar?

-Tenemos alrededor de 20 pacientes COVID positivos internados, y entre 4 o 5 pacientes respirados.

 

-¿Notan que en las últimas semanas aumentó la cantidad de personas que necesitan cuidados médicos?

-Sí, estábamos manejando entre un 50 o 55% de ocupación de camas y en los últimos 10 días estamos 10% arriba, cercanos al 65%. Es un ascenso leve, pero sostenido.

 

-¿Cómo está el personal en términos anímicos y cree que hay que avanzar en fuertes restricciones nuevamente?

-El personal lleva muchos meses de intenso trabajo, es valorable lo que hacen y hay que reconocerlo. La sociedad tiene que reconocerlo, porque pese a su propio riesgo personal están en la primera línea de batalla. Y en cuanto a las restricciones, es muy difícil esa decisión porque la gente ya está con una situación económica que requiere que deban salir a trabajar, es muy difícil volver a la fase uno. Pero la restricción de la circulación de las personas es muy importante para controlar esto y si el número de casos sigue aumentando y hay que volver a una etapa anterior, si hay que tomar esa decisión, estoy a favor de que se tome.

 

-Si tuviera la chance de hablarle a todos los pilarenses ¿Qué les diría?

-Que por favor se cuiden, que es una pandemia que trajo un virus que se combate con la responsabilidad de todos, que el cuidarse con las medidas generales de distanciamiento, tapaboca, lavado de manos es cuidarse y es cuidar al prójimo. Y eso hace que los contagios sean menores y que la gente que requiera internación sea menor. Conciencia y responsabilidad social.

Te puede interesar Salud

No Internet Connection